Untitled

Cargando Eventos

« Todos los Eventos

  • Este evento ha pasado.

La vieja Europa. Día 3.

octubre 12, 2015

Desayuno en el hotel. Por la mañana salida hacia Postojna para realizar la visita a las famosas cuevas.

La Cueva de Postojna es una maravilla de la geología y el principal atractivo turístico del sudeste del país. A lo largo de las interminables galerías, salpicadas de estalactitas y estalagmitas iluminadas por una luz casi mística, podrá sumergirse en el corazón de la tierra y en el monumento más visitado de Eslovenia.

Cueva Postojna.

Esta caverna tiene un origen kárstico, es decir, está formada a partir de la piedra caliza que se erosiona con las filtraciones de agua. Toda la región de Carso, donde se sitúa la cueva de Postojna posee este tipo de suelo. De hecho, a partir del nombre en alemán de la zona, Karst, deriva la palabra kárstica, que nombra a todo este tipo de paisajes. Pasear por la cueva de Postojna es toda una delicia. A cada paso podrá escuchar el eco tras usted y el lento pero incesante goteo de agua que siglo tras siglo va haciendo crecer las estalactitas y estalagmitas. Después de milenios de lento crecimiento, ambas formas se acaban uniendo para crear columnas a lo largo de toda la cueva. También puede recorrer la cueva de Postojna a través de un trenecito eléctrico que circula por la caverna. De esta manera podrá recorrer los más de 20 kilómetros de galerías y ver lo más destacado del lugar de forma cómoda. No se pierda la famosa Sala de Conciertos, una enorme habitación que cuenta con una acústica espectacular, hasta tal punto que con frecuencia se celebran conciertos de música clásica en su interior. En el interior de la cueva habitan más de 80 especies distintas de animales, que tienen en la oscuridad y en la piedra su hogar. El más famoso de ellos es el proteo, un tipo de salamandra que, en otros tiempos, se creía que eran las crías de los dragones. Este pequeño anfibio, por su rareza y su curiosa forma de dragón en miniatura, se ha convertido en la mascota de toda la cueva.

Proteo

La cueva no es el único atractivo de Postojna, también destaca el Castillo de Predjama, una enorme fortaleza situada en lo alto de un risco a 123 metros del suelo. Este castillo domina todo el valle y parece fundirse con el paisaje kárstico de alrededor. Su situación de dominio y las sólidas paredes hicieron del castillo un bastión inexpugnable. Además, contaba con un acceso a las cuevas cercanas, lo que permitía a los defensores de la plaza burlar el asedio y aparecer en otras zonas donde podían recolectar víveres para resistir, como efectivamente sucedió en un asedio en el siglo XV, una de las historias más emocionantes de la fortaleza. En Postojna podrá disfrutar de un paisaje natural espectacular, único en Europa y de uno de los castillos más impresionantes que podrá ver en un viaje a través del Viejo Continente.

Después de la visita, continuación hacia Ljubljana. Al llegar, almuerzo en el restaurante local y visita guiada de la ciudad.

Ljubljana, Eslovenia, es una de las ciudades con más encanto de Europa. En sus edificios se puede ver una espectacular evolución artística, desde los estilos medievales hasta el modernismo. Su centro histórico está perfectamente conservado. En los barrios del Ayuntamiento y de los Caballeros de las Cruces podrá contemplar los edificios más antiguos de la ciudad, de la época medieval. Callejeando por sus calles se puede paladear el sabor más tradicional de la capital eslovena. En el centro histórico de Ljubljana, turismo significa visitar el ayuntamiento, uno de los edificios más notables. Se trata de una bella construcción de estilo gótico. Frente al ayuntamiento encontrará una preciosa fuente y una estatua de Hércules, datada en el siglo XVII. El Mercado Central es otro precioso edificio de Ljubljana. Destaca su aspecto renacentista, aunque fue construido en la década de los 30 del siglo XX. Frente al mercado encontrará el puente triple, una maraña de tres puentes sobre el río Ljubljanica que conectan la ciudad medieval con la ciudad moderna, rebosante de rascacielos. En otro puente podrá acercarse al origen mitológico de Ljubljana.

Jean-Pierre Dalbéra (Puente de los Dragones. Ljubljana)

Cuatro dragones custodian el Puente de los Dragones, de estilo art noveau. Se recuerda así que la ciudad fue fundada cuando el héroe griego Jasón derrotó a un dragón. A día de hoy, esta criatura sigue siendo el símbolo heráldico de la ciudad. La plaza Prešeren es otro de los lugares imprescindibles de la ciudad. En ella destaca la iglesia de la Anunciación, con una impresionante fachada barroca. La catedral de San Nicolás, también en la plaza, le ofrece unos espectaculares frescos de la época barroca. No se pierda sus puertas de bronce, donde se narra la historia de la villa. El castillo es uno de los grandes atractivos de Ljubljana. Se construyó en el siglo IX y fue reconstruido en el siglo XV. Su interior destaca por su belleza y su encanto. Situado en lo alto de una colina, desde la fortaleza se puede admirar una de las vistas más bonitas de la ciudad. Por último, en el parque Tivoli podrá disfrutar de alguna de las muchas exposiciones temporales que se celebran bajo la sombra de los árboles. Este parque urbano es uno de los lugares más tranquilos y acogedores de Ljubljana.

Por la tarde, alojamiento en el hotel. Cena.

Detalles

Fecha:
octubre 12, 2015

Organizador

Viajesinteligentes.es
Teléfono:
923228383
Email:
info@viajesinteligentes.es

Lugar

Postojna
Ljubljana
Ljubjana, Eslovenia
+ Google Map

Deja un comentario